Getting Things Done – funciona!

En plena reorganización de la empresa en que trabajo, en plena vorágine de cambios, me decidí hace 5 semanas a poner en práctica el método de organización de David Allen.

encontrado en el blog de jordi en Bitelia

Mi amigo jfcaro me remitió a la versión ‘para dummies’ que el gachupas ha recopilado a partir de las entradas de su blog y me servirá de refuerzo en estas primeras fases.

No voy a engañaros; esto se parece mucho a dejar de fumar. Darse cuenta, al recopilar tus ‘cosas’, de todos los compromisos contigo mismo y con los demás que has estado aplazando tiene mucho dolor, y cuesta cambiar de hábitos. Pero cuesta menos si los reemplazas por otros hábitos.

En la primera parte, el autor expone en tres capítulos que organizarse con eficacia es un arte, mediante cinco pasos que permiten gestionar el flujo de trabajo y planificar los proyectos de forma creativa: Recopilar, Procesar, Organizar, Revisar y Hacer.

En la segunda parte, entramos de lleno en siete capítulos acerca de los aspectos prácticos de este método:  Como sacar de la cabeza las “cosas” procedentes de estímulos del mundo exterior y convertirlas en acciones. Se trata de centrarse en el próximo paso, entendido como una acción física, para cada uno de los proyectos en que hayamos decidido embarcarnos.

La tercera parte trata sobre el poder de los tres principios fundamentales de Lograr que las Cosas queden Hechas (otra forma de traducir Getting Things Done que me gusta más que lo de “Organízate con eficacia”, sino hubiera sido por el nombre del autor no habría sabido que este libro trataba de  mi actual método favorito de organización) : El hábito de Recopilar, la decisión sobre la Acción siguiente y Centrarse en los resultados.

Me he encontrado en el blog de David Torné un cubo con las 5 fases del proceso. Te lo imprimes, lo doblas y lo tienes a mano sobre la mesa para reorientarte cuando te satures y “procrastines” (saltes de una tarea a otra sin terminar nada y agotándote). En la sexta cara da consejos clave sobre la aplicación de este arte de la productividad sin estrés.

También unos fondos de escritorio y un workflow que es más para la pared, a lo grande. Naturalmente, también está la página de David Allen para ‘boire à la source’.

El caso es que me está dando resultado. Tengo una lista de proyectos en continuo movimiento, llena de próximas acciones cada vez más controlables, dejando mi cabeza libre de ‘cosas’ por hacer que eran como grillos en pleno festival cuando yo intentaba descansar. Me encuentro por el camino con proyectos eternamente aplazados que se han quedado hechos. Y esos proyectos, una vez despejados, dejan sitio para otros nuevos, ilusionantes y que pueden abordarse con entusiasmo y energía.

¿Qué os parece esto del GTD? ¿Lo habéis usado y habéis obtenido resultados, es trabajoso, es una chorrada meticulosa para mentes frías y analíticas? Comentarios bienvenidos.

 

Anuncios

2 Comments

  1. Excelente aportación, gracias por compartir ya que a los que queremos implementar GTD y somos nuevos en esto, nos alienta este tipo de comentarios.
    Gracias por compartir.

    Me gusta

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s