El asombroso viaje de Pomponio Flato, de Eduardo Mendoza

Hacía ya tres o cuatro años que mi amigo Lluis me recomendó este libro que se lee en dos sentadas cuajadas de risas. Demasiado tiempo ha pasado, pero por fin me lo encontré en mi excursión de este año a Metáfora en Roquetas y me lo he pasado pipa leyéndolo.
Portada
Pomponio Flato es una especie de freaky romano que está recorriendo Judea investigando las propiedades mágicas de las aguas mencionadas en sus lecturas, como un Quijote antes de tiempo, demasiado crédulo de lo que ve por escrito. Sus arriesgadas catas en las fuentes le cuestan la tranquilidad intestinal y le dan su apellido, con n descripciones diferentes, todas tronchantes, de las ventosidades que le atormentan.

A su pesar, este filósofo en la miseria, o hippy romano, se ve entremezclado en una trama detectivesca con toda la Sagrada Familia de por medio, con especuladores inmobiliarios, hetairas, motines políticos y extravagantes aprietos de los que una suerte sin par le saca una y otra vez. Me gusta mucho cómo hablan los personajes, pero sobre todo cómo el mismo narrador (el protagonista) es tan zoquete que cuenta sus peripecias dejando clara su torpeza, por más que intente presentarse como un cerebro privilegiado de ingenio y sagacidad a prueba de engaños.

Muy recomendable.

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s